Ansiedad

Los Trastornos de Ansiedad, pueden hacer que se sienta ansioso casi todo el tiempo sin ninguna causa aparente. Estos están frecuentemente relacionados con las experiencias en la vida de un individuo y con frecuencia son hereditarios.

Mucho se habla hoy en día de la ansiedad y el stress. Sin embargo, miles de conferencias en las más prestigiosas escuelas del mundo, artículos en destacadas publicaciones e interminables sesiones con especialistas, parecen no poder con este trastorno que, lento pero implacable, ataca cada vez a un mayor porcentaje de individuos de todo el mundo.

Los trastornos de ansiedad son enfermedades reales, que pueden afectar su trabajo, su vida familiar y su vida social.

La buena noticia es que se pueden tratar de manera exitosa.

Nervios, falta de concentración, dolor de cabeza, palpitaciones, o tensión, son todos síntomas que manifiestan trastornos de ansiedad y que pueden ser controlados y eliminados en forma gradual, hasta hacerlos desaparecer por completo.

Si no son controlados a tiempo, los trastornos de ansiedad degeneran en comportamientos que alteran la sociabilidad de los individuos, y afectan sus relaciones sociales y laborales, generando un círculo vicioso que aumenta el stress y la ansiedad.

Los trastornos de ansiedad generalizados (TAG), generalmente provocan un comportamiento que el individuo intenta saciar consumiendo aquello que momentáneamente lo tranquiliza: mas café, más cigarrillos, más alimentos, etc.

Esto crea un circulo vicioso que aumenta la ansiedad, y aparecen entonces nuevos trastornos.

Los trastornos de ansiedad pueden presentarse a cualquier edad (tanto en niños como en ancianos), aunque en general comienza a en los adultos jóvenes.

No todos los que sufren ataques de pánico terminan teniendo ataques de pánico; por ejemplo, muchas personas sufren un ataque y nunca vuelven a tener otro.

Al final de esta sección, le ofrecemos las Guias que, a nuestro entender, son los más efectivos en el camino de la cura de la Ansiedad.

Por su parte, las fobias (otro tipo de trastorno de ansiedad) se entienden como los temores excesivos e irracionales ante situaciones a las que la mayoría de las personas no asustan o en todo caso sólo generan un malestar o incomodidad mínima. Por ejemplo, permanecer un corto período de tiempo en un recinto muy pequeño (ascensor), aunque no sea agradable o cómodo, se soporta con facilidad por la gran mayoría de personas. Sin embargo puede haber individuos que son incapaces de utilizar un ascensor y que en caso de hacerlo, sufrirán un estado de gran ansiedad que incluso puede llegar al nivel de una crisis de pánico.

Existen infinidad de fobias posibles, en realidad cualquier objeto o situación puede ser motivo de temores fóbicos dependiendo de la persona.

Creados por profesionales especializados en diferentes ámbitos y cuyo objetivo es dar una respuesta cualificada a sus necesidades, estos tratamientos 100% natural y comprobados le garantizan la solución total de su ansiedad en forma gradual.

 

guias

vive-sin-ansiedad

libreansiedad